Testimonios

Fernando Leiva Sacher

Mi viaje a Inglaterra fue una de las mejores experiencias que he tenido en mi vida ya que me permitió conocer otro idioma, otra sociedad, otro continente, otra cultura y en general ampliar mis horizontes; fue muy divertido para mí porque tenía muchas dudas de cómo iba a ser estar sin mis papás y mis amigos, en un país desconocido y con un idioma que apenas podía leer, no digamos comprender y mucho menos hablar.

Pero todo cambió ya estando allá, los nervios se pierden y cada uno empieza a aprender a desenvolverse, a tratar de platicar, luego de los primeros días, poco a poco se van conociendo personas de todo el mundo, se crean muy buenas amistades, luego me fui dando cuenta que realmente estaba en un país que tenía muchas cosas buenas que ofrecerme, restaurantes, centros comerciales, playas, ciudades, en general un nuevo mundo y el trato recibido fue excelente, en general la gente fue muy amable con todos los chapines que estuvimos allá.

Realmente esta experiencia fue mi muy especial debido a que me permitió a la vez ser más independiente y organizado, a la vez me permitió tener un control y manejo del dinero que llevaba, viajar a otras ciudades y conocer nuevos lugares, y sin darme cuenta también aprendí otro idioma; por lo que además de divertirme aprendí cosas que guardaré y me servirán el resto de mi vida e inclusive uno prácticamente se queda extrañando todo lo que vivió y el tiempo que uno pasa allá, sencillamente ni se siente. Es un viaje espectacular, divertido, emocionante y que brinda para el que lo hace no sólo el aprendizaje de un nuevo idioma sino una experiencia inolvidable para toda la vida.

Héctor Specker

Mi hija Daniela participó en un programa para adolescentes organizado por Four Directions en Calgary, Canadá cuando tenía 14 años. Si bien me dejó satisfecho la parte académica del viaje, me gustó mucho que mi hija sintiera lo que es vivir en una ciudad sin violencia y sin temor. Ella tomó el transporte público y fue a eventos y actividades que aquí tenemos que ir a dejar e ir a traer. Mejoró su inglés y creció como persona.

Yo envíe a mis hijos con Four Directions, uno fue a Inglaterra y otro fue Canadá y que me dió un excelente servicio, es super seguro y mis hijos aprendieron superbien el inglés.